lunes, 17 de agosto de 2009

¡ SERES LUMINOSOS !

Estas palabras me las dio un sacerdote cuando falleció mi madre. Me hizo sentir mucho mejor, por eso la comparto con udes.-Nos habla..¡ JESUS!


El dolor es un don que se comprende allá…

Todos conocemos el dolor
y siempre debes agradecerme por ello,
aunque no lo comprendas.
El dolor se comprende más allá de la tierra
Sólo cuando tu FE es grande y la conservas,
sólo cuando hayas crecido ya desde lo alto,
entonces reconocerás que ESE CRECIMIENTO Espiritual
procede del dolor que has sabido sobrellevar.
Las criaturas que se van de tu lado
No han sido quitadas para siempre;
Más allá del tiempo te serán devueltas para siempre.
CONMIGO, en la luz de Nuestro Padre
Ellos gozan de la verdadera felicidad y te esperan.
Aunque tú sufras, porque no crees en MI,
Ellos están en la gloria..
Debes crecer en el ESPIRITU
Y COMPRENDER.
ESCUCHA BIEN LO QUE TE DIGO Y¡ CREE! :

Ellos son como sombras LUMINOSAS en nuestro presente.
Ellos que viven ya el presente eterno y eso son: LUZ.
Son figuras luminosas, invisibles y presentes. Reales, sí ¡REALES!
Ellos VIVEN EN LA LUZ de NUESTRO PADRE y junto a MI
Y a vosotros.
¡NUNCA OS ABANDONAN! Y por eso muchas veces
sientes una paz inmensa que no entiendes de donde viene.
Son ellos que están a tu lado y por eso sientes la misma serenidad
que ellos te transmiten, porque eres su ser muy amado
y siguen protegiéndote, MAS QUE ANTES,
MUCHO MÁS CERCA DE TU CORAZÓN.
Les dije a mis apóstoles:
“OS DEJARÉ MI ESPIRITU CONSOLADOR…”.
Lo repito para vos. Para tu consuelo.
Debes aprender las cosas del ESPIRITU,
debes saber vivir con el ESPIRITU.
Y entonces verás qué sensible serás,
hasta el punto de poder escucharme y escucharlos a ellos.
¡Mira hacia arriba!¡Debes ver MI ROSTRO y el de ellos,
Tus seres queridos luminosos, los que extraen la luz
Que inunda los cielos, la luz del PADRE CELESTIAL.
Aún en la tierra, sin darte cuenta,
verás que muchos problemas se desvanecen,
sin que tú hayas podido solucionarlos.
Es que MI PADRE los envuelve en esa luz celestial
Y por y con ello recibirás mucha paz,
serenidad, alegría, esperanza y
¡sentirás que estamos junto a ti!
¡Jamás estás solo! Porque el Padre
Me ha dado poder de consolarte
Y acompañarte. Y me asegura día a día la paz
Y la luminosa existencia de tus seres queridos.

He venido a confirmarte que EL AMOR VENCE A LA MUERTE
PORQUE EL AMOR ES DEL ESPIRITU, NO DE LA CARNE.
Mucho más fuerte que la muerte física.
He llegado junto a ti en el mismo sitio en que dejé mis pisadas.
He venido para repetirte una y mil veces:
¡Ámame y ámense! Sigan amando las LUMINOSAS sombras
que dan luz a sus almas.
Me dicen: ¿quo vadis , Dómine?
Y les contesto:
Voy marcando el CAMINO,
para que sigas MI HUELLA,
PORQUE HAS APRENDIDO A LLEVAR TU CRUZ
COMO YO LO HE HECHO.
Y tú me consolaste.
AHORA ME TOCA A MI, CONSOLARTE
¡ CREE, CONFIA EN MI PALABRA!

1 comentario:

Ana dijo...

Estos relatos ...alimentan el alma...
Qué lindos..!!
Me emocionan...
GRACIAS!!!

JORGE LUIS BORGES

"...No hay un solo día que no estemos un instante en el paraíso, porque siempre hay algo o alguien, que, con su sola presencia, aliviana la pesadumbre de vivir..."































































































































De Alfonsina...

"...Hielo y más hielo recogí en la vida.
Yo necesito un sol que me disuelva..."

Pobrecita, no reconoció el fuego
del Espíritu, que la habitó siempre,
en su raciocinio, en su fortaleza,
en su ciencia...
¡QUIÉN si no ÉL!







¡Bienvenidos!

De una canción de Baglietto, que hace magistralmente junto al incomparable Lito Vitale, llamada "Y no olvides que un día, tú fuiste sol", me encantó rescatar algunos de sus versos...son maravillosos...

"No dejes de asombrarte
ante un nuevo nacimiento de tu jardín...
no escondas ni la pena ni el dolor...
no saltes en pedazos,
no entregues tu diamante,
no permitas que se pierda tu cosecha...
¡busca la raiz!
Baja hasta tus valles
que éste es tu país,
donde están tus riendas,
tu espuma, tu verdad...
...donde naufragaste, haz crecer mil rosas..."

Lindo, como consigna de una mañana, ¿verdad?

Se ha producido un error en este gadget.